El toreo y Cataluña nunca tuvieron nada incompatible

Anécdotas Taurinas 


LUIS MUÑOZ

Como cambian las cosas. Una anécdota ya muy antigua, ocurrió en la vieja plaza de La Barceloneta. En el mes de septiembre del año 1860 estuvo unos días en la Ciudad Condal la Reina Isabel II, con cuyo motivo hubo corridas de toros. la plaza apareció engalanada con banderas españolas, colgaduras y un palco preparado para la Reina.

Habían transcurrido quince minutos desde la hora anunciada en los carteles y la Reina no llegaba. Entonces el Teniente Alcalde Don Baltasar Fiol, que ocupaba la presidencia dio orden de que comenzara el festejo. Ya se llevaban cuatro toros lidiados y de repente se arrancó la banda de música con la Marcha Real, anunciando la llegada de la Reina. Ello obligó a suspender la lidia. Los espectadores se levantaron, agitando pañuelos y sombreros, con gritos de ¡ Viva la Reina ! ¡ Viva España ! De forma espontánea los toreros y las cuadrillas, volvieron a salir a realizar el paseíllo, para que la Reina no se lo perdiera. Posiblemente la única vez en la historia del toreo que se hicieron dos paseíllos en la misma corrida.

Desconocida Cataluña Cañil. Queráis o no queráis, Cataluña siempre será España , por muchas vueltas que le deis. VIVA ESPAÑA.

Comentarios

Publicar un comentario

Colaboraciones

Entradas populares