Valor seco, firmeza y un milagro

Crónica


RICARDO BEDIA


  

Los maestros Javier Sánchez Vara, Luis A. Gaspar ‘Paulita’ y Miguel de Pablo estoquearon un encierro de las ganaderías de Quintas y de Partido de Resina.

"Durmiente" de la ganadería de Quintas fue el encargado de abrir este último festejo clasificatorio de la Copa Chenel. Tardeó en salir, derrotó en los burladeros, salió distraído y tuvo que ir a por él, de una forma decidida el maestro Javier Sánchez Vara, que dibujó con la embestida del toro cuatro verónicas marca de la casa. El toro hizo una pelea brava en varas, aunque empujando con la cara alta, empujando con poder teniendo que emplearse a fondo el picador para que no lo derribara. Fue aplaudido al abandonar el ruedo. Sánchez Vara probó la embestida con dos lances. Pidió permiso a la presidencia para poner las banderillas, puso cuatro pares marca de la casa y que fueron muy aplaudidos por el respetable. Brindó el toro a los tendidos. Con cuatro lances se sacó al toro al tercio. Poca clase en la embestida tenía el de Quintas, los muletazos tenían que darse de uno en uno, no permitía la ligazón, recomponiendo la figura y cruzarse para hacer cada cite. Lo que no ponía el toro lo tenía que poner el torero y Sánchez Vara lo ponía. Pronto tuvo que recurrir al toreo de arrimón pudiendo sacarle algún muletazo estético. La suerte suprema fue con un pinchazo y una estocada caída. El toro tardó en doblar tragándose la muerte. Oreja.

"Oliva" de la ganadería de Quintas era el primero del lote de Paulita. Fue recibido con un preciosista saludo capotero, alternando diferentes lances con gusto y torería. El toro ya manifestaba en el capote que estaba muy flojo. Aunque acudió alegre al caballo no recibió castigo. El quite después del tercio de varas fue por delantales que fueron rematados con una media. El toro embestía a media altura en la brega de banderillas, aunque con nobleza y cierta clase. Brindó el toro al respetable. La faena se inició con ayudados por alto para aliviar al toro. La embestida a media altura tenía nobleza y calidad. El toreo al natural resultó estético y con temple, midiendo al toro. Lo más destacado de la faena es que pudo mantener en pie a un toro flojísimo y dar muletazos lucidos. En la suerte suprema tiró por la borda lo adquirido por la muleta. Tuvo que salir al tercio a responder la ovación.

"Lagunero" de la ganadería de Partido de Resina era el tercero de la tarde, y primero del lote de Miguel de Pablo. Lagunero salió corretón y derrotando en los burladeros. El saludo capotero fue con una larga cambiada, varias verónicas, dos chicuelinas y acabó con una larga cambiada. La pelea en varas se puede calificar de brava, empujando el toro con la cara abajo. El quite fue de tres chicuelinas y una media. El toro humillaba en el capote en la brega del tercio de banderillas. Los banderilleros se tuvieron que desmonterar después de lucirse con los palos. Las series con la muleta eran de tres muletazos y el de pecho. El torero aprovechaba la embestida del toro con una repetición aunque en series cortas, y el temple del toro. El toro perdía las manos al tercer muletazo. Hubo una serie final de ayudados por alto y unos trincherazos. Pinchó arriba tres veces y finalmente cobró una estocada entera. Palmas para el toro y Miguel de Pablo fue premiado con una ovación que salió al tercio para recibirla.

"Tormento" de Partido de Resina fue el que empezaba la segunda parte del festejo. Salió corretón, derrotó en los burladeros. Sánchez Vara recibió al toro con una larga cambiada teniendo que porfiar para torear a la verónica. En el tercio de varas el toro fue al relance al caballo que hacía guardia derribándolo y encelándose en el caballo derribado. Se le puso en suerte al picador titular, acudió alegre y empujó abajo en el peto. Otra vez satisfizo el maestro al respetable poniendo banderillas. En la faena de muleta la embestida tenía repetición y clase. Hay que destacar una serie de tres naturales ligados. En la suerte suprema, la espada cayó baja y el maestro pidió perdón, lo cual le honraba evidenciando la humildad y el señorío de Sánchez Vara. Hubo una fuerte petición de oreja, que no fue atendida. El público le ovacionó, en primera instancia salió al tercio a recibir la ovación y posteriormente dio una vuelta al ruedo.

"Taconcito" de Partido de Resina, fue el quinto de la tarde. Salió corretón, derrotando en los burladeros. Fue recibido por Paulita con una larga cambiada, para después desarrollar un preciosista toreo a la verónica. El toro fue alegre al caballo, empujando a media altura. El quite fue por chicuelinas. El toro se puso complicado en banderillas, esperando a los subalternos y corriendo detrás de ellos. Brindó el toro al respetable. Empiezó la faena de muleta en los medios de rodillas donde fue volteado por el toro, sin hacer carne, pero del que salió muy magullado y se le veía desde el tendido como mareado. Cuando volvió sin la chaquetilla, fue aplaudido con mucha fuerza. Embestida con repetición y codicia y todo por abajo. Faena con mucha emoción por la cogida y por la calidad de la faena que resultaba intensa. La suerte suprema fue con dos pinchazos y una media estocada. Oreja.

"Liebre" de la ganadería de Quintas, cerró plaza. Salió corretón, recibido con una larga cambiada y otra más, tras salir suelto fue encelado con varias verónicas. En el caballo empujó con la cara alta. El quite fue con dos delantales y una media. El toro tenía poca fuerza y los muletazos era templados para que no se cayera. Lances con despaciosidad para no obligar al toro. El quehacer de Miguel de Pablo no llegaba al tendido. El toreo de arrimón con pases cambiados fue el final de la faena. La suerte de matar fue con un pinchazo y una media. Ovación.

Villa del Prado. Toros de Quintas y Partido de Resina para Sánchez Vara, oreja y vuelta al ruedo; Paulita, ovación y oreja; Miguel de Pablo, ovación y ovación.

Comentarios

Colaboraciones

Publicidad

Entradas populares