El primer rabo que se cortó en Las Ventas

 Anécdotas Taurinas


LUIS MUÑOZ 


  

Guarismo del ocho continúa con su sección, "Anécdotas Taurinas", con la colaboración de Luis Muñoz, totalmente altruista, que pretende compartir las historias más taurinas con los aficionados y seguidores de este portal.

Debutó en la plaza de toros Del Bosque. La noche anterior no había podido dormir  de las ganas que tenía de enfrentarse al toro, lo que le llevaría a la gloria.

 
Ocurrió el día 21 de Octubre del año 1934, inauguración definitiva de la plaza Monumental de Las Ventas de Madrid, en el cartel, Juan Belmonte, Cagancho y Marcial Lalanda con toros de Carmen de Federico. Fue Juan Belmonte en el cuarto toro de la tarde, segundo de su lote de nombre “ Desertor “ un bicho huido, sin poderlo torear con el percal y muy mala pelea en varas.

Belmonte, solo en el tercio, prendió al manso en los vuelos de su muleta y le hizo doblar por bajo sin que la figura del trianero perdiera su escultura. Medio metro le fue al Pasmo de Triana suficiente para realizar la gran obra.

Las veinticuatro mil almas allí congregadas, aquella multitud ebria de entusiasmo iba enloqueciendo de jalear al torero. Al cuadrar el toro, Belmonte hundió el acero en el hoyo de las agujas y el morlaco rodó sin puntilla.

Las dos orejas y el rabo, la ovación estalló imponente, Belmonte dio tres vueltas al ruedo y ocultándose en un burladero. La emoción le ahogaba. Lloró, también las lagrimas se desprendieron por las mejillas de los viejos aficionados. Así fue como se cortó el primer rabo en la plaza Monumental de Las Ventas en Madrid.

Después, en el año 1939, Pepe Bienvenida cortaría otro rabo y hasta el año 1972 no se volvió a cortar este trofeo por el diestro Palomo Linares. Yo siendo un simple aficionado, no me creo que en 35 años y pasando por ese ruedo las más grandes figuras de la historia del toreo, no se hiciera una faena merecedora del mencionado trofeo.

FOTO: COLECCIÓN LUIS MUÑOZ

PUBLICIDAD





Comentarios

Colaboraciones

Publicidad

Entradas populares